VIERNES DE COLECCIÓN: HAY QUE LLEGAR PRIMERO

Síguenos en Twitter, Facebook e Instagram: @BeisbolPuro

POR ARMANDO ESQUIVEL / @SPaupa

El sonorense Baldomero Almada fue el primer mexicano en una tarjeta de beisbol de Grandes Ligas, aunque su hermano José Luis apareció primero en una cartita de Ligas Menores

El primero siempre será el primero.

“Melo” Almada fue el primer mexicano en jugar en Grandes Ligas y también fue el primer nacido en México en aparecer en una tarjeta de beisbol de la Gran Carpa.

Baldomero “Melo” Almada Quirós nació el 7 de febrero de 1913 en Huatabampo, Sonora y debutó en Grandes Ligas el 8 de septiembre de 1933 con Medias Rojas de Boston en un duelo contra Tigres de Detroit.

El jardinero apareció en su primera estampa en el set 1934-36 distribuido bajo el nombre de Batter-Up, que constó de varias entregas a lo largo de esos tres años y el sonorense aparece en la tarjeta #147, sin duda una de las más difíciles de conseguir.

1934 Natter-Up
El set de Batter-Up de 1934 incluye la primera tarjeta de Melo Almada y la acomoda con el número 147.
1936 Goudey Wide Pen Premiums Una de las tarjetas más difíciles de conseguir es la edición 1936 de Goudey Wide Pen Premiums
1936 Goudey Wide Pen Premiums
Una de las tarjetas más difíciles de conseguir es la edición 1936 de Goudey Wide Pen Premiums

Almada volvió a ser parte de un set de tarjetas en el 1935-36 Diamond Matchbooks donde la primera letra de su apellido lo coloca en la posición 2 al conformarse en orden alfabético y junto a la anterior, está es considerada la más rara y escasa.

1936 National Chicle Pen Preiums En 1936 Melo Almada apareció en dos tarjetas, una de ellas fue la del set National Chicle Pen Preiums
1936 National Chicle Pen Preiums
En 1936 Melo Almada apareció en dos tarjetas, una de ellas fue la del set National Chicle Pen Preiums

En 1936 Melo Almada sumó dos tarjetas más a su colección en los sets Goudey Wide Pen Premiums y National Chicle Fine Pen Premiums, sin embargo, fue hasta 1939 cuando apareció la cartita que es considerada de Novato y esa es la afamada Play Ball, donde el mexicano aparece en el #43, con el uniforme de los Browns de San Luis.

Ese set marcó un «antes y después» en la historia del coleccionismo de tarjetas de beisbol. El set fue producido por la empresa Gum Inc. Que años después se convertiría en Bowman y que desde 1939 arcó el camino de este nuevo “hobbie”, con tirajes más altos y con una notable mejora en la fotografía y el producto en general.

1972 TCMA Melo Almada aparece en está recopilación de 1972 que  integraba a jugadores de Medias Rojas y Yankees
1972 TCMA
Melo Almada aparece en está recopilación de 1972 que integraba a jugadores de Medias Rojas y Yankees

En 1940 el paisano repitió en el set Play Ball con la tarjeta #71 y esos dos ejemplares son los más comunes entre las colecciones de mexicanos en Grandes Ligas, ya que son fáciles de conseguir y a precios razonables a partir de los 350 pesos.

La última de esa época es la Hughes Frozen Confections Sacramento Solons de 1940, ya que existen varias tarjetas más del bateador zurdo, pero fueron de años mucho más recientes y como parte de “reprints” o “colecciones del recuerdo”.

En 1972 el set TCMA hizo reediciones de los sets Goudey Wide Pen, así como del National Chicle Fine Pen Premiums, ambos de 1936, además, apareció también en el “reprint” que se hizo en 1986 del set Play Ball de 1940.

Para 1990 se volvió a recordar a Mel Almada, cuando Target editó y distribuyó el set conmemorativo a los Dodgers en 1990. El mexicano aparece con la tarjeta #11 y en esa misma

entrega también están tarjetas de Fernando Valenzuela, Alex Treviño y Vicente “Huevo” Romo, por mencionar a algunos.

Por último, en 1991 y 1992 salieron a la luz dos sets muy buenos de Conlon Collection con estrellas de final del siglo XIX y la primera mitad del siglo XX, donde Almada goza de un par de ejemplares, una en cada set, convirtiéndose estas últimas, en la opción más económica para incluirlo en su colección, ya que cada una de las tarjetas andan en un rango de 25 a 40 pesos.

Las primeras tarjetas de Almada son las más difíciles de conseguir, aunque se han visto ejemplares en línea a partir de 500 pesos en los casos de Goudey Wide Pen Premium y National Chicle Fine Pen Premium.

Sin contar las reediciones, hay registro de once tarjetas del primer mexicano en Grandes Ligas, pero sólo siete son contemporáneas a los años en los que vio acción en los diamantes de la “Gran Carpa”.

EL HERMANO MAYOR

Baldomero Almada tuvo un hermano mayor que estuvo muy cerca de ser el primer mexicano en Grandes Ligas y se trató de José Luis Almada, quien nació en El Fuerte, Sinaloa, en 1907 y veinte años después se colocó en la antesala de hacer su sueño realidad.

LOU ALMADA José Luis Almada, hermano mayor de Baldomero, fue el primer mexicano en aparecer en una tarjeta de beisbol
LOU ALMADA
José Luis Almada, hermano mayor de Baldomero, fue el primer mexicano en aparecer en una tarjeta de beisbol

“Lou” fue invitado a la pretemporada de Gigantes de Nueva York, incluso apareció en el roster final con el que los dueños del afamado Polo Grounds iniciarían la campaña regular, sin embargo, el lanzador zurdo nunca vio acción en la temporada y un mes después, el 18 de mayo, se anunciaba que dejaba a los Gigantes y que sería enviado a su equipo sucursal de Ligas Menores y gozaría de una larga y prolífica carrera en este nivel, pero ya como bateador.

Aunque nunca apareció en alguna tarjeta de Grandes Ligas, José Luis fue el primer mexicano en aparecer en una tarjeta de beisbol, cuando en 1932 fue parte del set de Pacific Coast League.

Qué opinas sobre esta nota?
author

Noticias relacionadas